La base del PBI

La base del PBI

“Nuestras carreras son muy egocéntricas”
Una vida sin límites

Una vida sin límites

Trenes al borde del colapso

Trenes al borde del colapso

“De joven hacía cinturones”
“Este año me volví piadosa y tierna”
La neurosis del ahora o nunca
“Nos fuimos, para decir lo que queremos”
Oyarbide público y privado

Oyarbide público y privado

El profeta de la indignación

El cumpleaños del repartidor

Si fuera por lo que se dice en su primera declaración jurada cuando asumió, el publicista Enrique Albistur habría festejado el 18 de noviembre pasado sus 54 años. Pero cumplió 59 (puso unos números de menos aquella vez). El secretario de Medios de Néstor Kirchner lo festejó con todos y con todo, en Estación Tango, uno de sus emprendimientos gastronómicos en Martínez. “‘Pepe’ tiene tanto carisma que puede reunir a gente de diferentes palos”, grafica uno de sus amigos. “Hubo de todo, hasta gente honesta”, sonríe el hombre que lo conoce desde que Albistur tenía una agencia de publicidad en un departamento de dos ambientes a mediados de los ’80. Hoy, “Pepe” Albistur es el funcionario más rico de todo el Gobierno, incluso sólo teniendo en cuenta lo que declaró en su presentación jurada.

QUE LOS CUMPLAS FELIZ
Más allá del desfile de figuras de Canal 7 y empleados de Albistur, el fotógrafo de NOTICIAS logró retratar a personajes que si bien no son conocidos para el gran público, repercuten por sus acciones en la opinión publicada. El leading case es Roberto Bacman, alias “Tito”, encuestador de la consultora CEOP, que llegó a la fiesta sonriente y con bolsa de obsequio para “Pepe”. Bacman, cuyas encuestas suelen ser publicadas sin leyendas de advertencia, trabaja casi a tiempo completo para Albistur. Y así, da pronósticos como el de las elecciones misioneras, donde predecía que el candidato oficialista ganaría por más de diez puntos. Luego se vio que fue a la inversa: “Es que lo de ‘Tito’ no es hacer encuestas a boca de urna, sino hacerlas a pedir de boca”, ríe el mismo amigo de Albistur que estuvo en el cumpleaños, y que le señaló a NOTICIAS uno por uno a los asistentes a la reunión, salvo el acompañante de la artista Renata Schussheim. ¿Quién será.

La foto de Bacman llegando al festejo de Albistur muestra la impunidad mediática del kirchnerismo. Ni Artemio López, el otrora encuestador preferido del Gobierno, se animó a tanto. Pero es que Bacman no sólo prepara las encuestas que le ordenan el jefe de Gabinete, Alberto Fernández, y Albistur, sino que también hace otros trabajo de campo. Encuestas culturales, perfiles del argentino medio, etcétera, que la secretaría de Medios paga sin pedir descuento. El último gran invento de Albistur, con Bacman como “Director Ejecutivo del Proyecto”, fue una encuesta sobre la estrategia Marca País, un construcción virtual para potenciar a la Argentina hacia el mundo. Pero el sitio en internet (marcaargentina.gov.ar) ni siquiera está terminado. Lo escandaloso es que el objetivo de Marca País es hacer conocer al mundo las bondades argentinas… pero publicitan el sitio web en los partidos de fútbol locales. ¿Cuántos extranjeros pueden estar viendo un Nueva Chicago-Vélez un viernes a las 9 de la noche? Por si no queda claro, la estrategia de Albistur es pautar publicidad oficial, donde sea y como sea. Se estima que este año, el Gobierno desembolsará en total unos 200 millones de pesos. Por si fuera poco, gracias a los superpoderes del jefe de Gabinete, la secretaría de Albistur recibirá 20 millones adicionales para el último segmento del año. Tal vez, parte de ese dinero vaya a la publicidad estática de un partido vibrante, un Argentinos Juniors-Lanús, por ejemplo. El día que la Oficina Anticorrupción vuelva a tener protagonismo en el país, debería preguntarse por qué se gasta dinero de todos con tan “escasa” visión.

Pero estos interrogantes no deben hacerse en medio del festejo cumpleañero del repartidor de avisos.

EL SHOW
“Pepe” siempre tuvo una amplia relación con actores y músicos, que intensificó aún más desde que alquiló el Teatro ND Ateneo. Y ahora aún más desde que tiene alguna injerencia en el Canal 7. Por eso, el fotógrafo de NOTICIAS se cansó de fotografiar estrellas de cabotaje, desde los hermanos Korol a la cantante Adriana Varela, desde el actor Roly Serrano al humorista Hugo Varela. También estuvo la chamamecera Teresa Parodi. Es decir, el elenco oficial de artistas que Albistur contrata para las fiestas patrias, cuando el Gobierno organiza esas veladas como la ya casi olvidada Plaza del Sí, el 25 de mayo pasado.

Minutos antes de que el agasajado llegara a Estación Tango, un policía intentó averiguar qué hacía allí el fotógrafo de NOTICIAS. Un guardaespaldas de Albistur, al ver que la presencia policial no desalentaba al reportero, le rogó: “Es que molestás a los invitados”. Luego apareció una de las hijas del funcionario e intentó distraer al fotógrafo dándole conversación, mientras Albistur bajaba de su auto y se zambullía en el local. Sin embargo, el reportero alcanzó a disparar –es la foto principal de esta página- justo en el momento que el publicista lo señalaba: “¿Y vos quién sos?”.

Pasado ese agrio momento, el repartidor oficial trató de olvidarse del contratiempo.
Sebastián Wainraich (conductor de TVR) y Diego Reinhold (actor) hicieron un show de monólogos de media hora. Ambos trabajan en la obra Cómicos Stand Up. El público estaba en penumbras, algo lejos, parados y bebiendo en una especie de living.

Sonreían y se palmeaban entre sí Miguel Núñez, el único vocero presidencial del mundo que no habla, y Alejandro Lenzberg, gerente histórico en las empresas de Albistur que ahora tiene rango de subsecretario y es el encargado de recibir muchos de los pedidos de publicidad oficial. También estaba Gustavo Fernández Russo, hombre fuerte de la secretaría, que pese a ser un ex sushi cerró varios negocios con otros ex sushi también presentes en la fiesta como Rafael Veljanovich y Luciano Olivera.

Como si fuera la virtual primera dama de la fiesta, Nara Ferragut, conductora de un programa de turismo en Canal 7, fue el centro disimulado de las miradas de todos.
Todos, artistas, funcionarios, amigos, amantes, fueron abandonando Estación Tango con las huellas de la fiesta encima. Menos Adriana Varela, que fue la última abandonar la pista de baile.

Albistur, el repartidor oficial, parecía feliz. A él le encanta verse rodeado de artistas y actores que le deben favores, pequeñas cortesías. Lejos de las sospechas, en ese ambiente se siente querido. Y no necesita encuestas. Por una vez, Albistur no tuvo que pagarle a Bacman para saber que todo está bien.